Alfombras blanco y negro

Muchas veces nos encontramos con un suelo que no cumple con nuestra estética blanco y negro deseada y por desgracia no podemos permitirnos cambiarlo, así que tenemos que recurrir a otros medios para decorarlo. La forma más fácil y sencilla es poner una alfombra con nuestros tonos y forma favoritos, así llenaremos cualquier espacio vació en nuestro suelo sin complicarnos mucho.

Si sigues indeciso sobre que alfombra comprar, estás de suerte, ¡te daremos algunos ejemplos para que saques inspiración!

¿Cómo decorar con alfombras blanco y negro?

alfombra-blanco-y-negro-con-pelos

Si quieres decorar un espacio que sientas vacío y que no tenga muebles que pisen la alfombra, una con pelos es una genial opción. Son muy cómodas para pasar descalzo por encima y dan un estilo muy acogedor. Su único problema sale a la luz cuando intentamos poner un mueble encima, estos dejan una marca muy fea que nos impide mover la alfombra a otra posición, o de lo contrario se vería la marca.

alfombra con rectangulos blanco y negro

Si lo que buscas es decorar un salón, una alfombra de rectangulos blanco y negro es una gran idea. Estas combinan bien con un estilo moderno y contemporáneo, dándole frescura a la sala.

Lo importante es que elijas una alfombra que te guste, tienes muchas opciones en cuanto a patrones y tonos de blanco y negro.

alfombra-redonda

Es posible que para la habitación de un niño prefieras una alfombra redonda y con algún dibujo, por ejemplo, esta tiene el abecedario.

Alfombra-De-Diseño-Perfilado

Algunas alfombras pueden tener algún color extra. Esto es muy practico si sentimos que el espacio estaba quedando muy aburrido, pero es recomendable combinarlo con algo de que de color y vida, como unas plantas, evitando que nuestra alfombra destaque demasiado por ser diferente.

decora-tu-salón

Recuerda que lo importante de la alfombra que elijas es que te guste, ¡no hay unas pautas a seguir para conseguir la mejor!